Feeds:
Entradas
Comentarios

Archive for 30 enero 2010

Conversación de sobremesa de ayer

Roberto Maroni, ministro de interior italiano. Vía wikipedia

La cosa comenzó hablando de la propuesta del Gobierno de retrasar en dos años la edad de jubilación. Terminó en una alabanza a la política de Berlusconi con los inmigrantes. La argumentación, más o menos, siguió el siguiente hilo:

Es una gilipollez monumental que Zapatero proponga pasar la edad de jubilación a los 67 años. Y más ahora que hay 4.300.000 parados en nuestro país. Sobre todo teniendo en cuenta que los parásitos de los funcionarios no dan palo al agua y se jubilan cuando aún son jóvenes con unas pagas estupendas. Todavía estoy esperando a que hagan una política efectiva y que se preocupe realmente por los españoles, que hay un montón de familias que lo están pasando fatal y no llegan a fin de mes. Sí, y mientras hay inmigrantes como los que vienen de Transilvania y por ahí que se dedican a mendigar en España durante seis meses y el resto del año a vivir en mansiones en su país. Claro, pero si dices eso eres un facha. Con los inmigrantes teníamos que hacer como Berlusconi, que los está echando a todos…

Fue una conversación distendida. Todos los de la mesa estábamos de acuerdo en el tema de fondo, que estamos fatal, que tenemos miedo a cómo será el futuro para nosotros y nuestras familias. Pero, una vez más, me aluciné de lo claro que lo tiene la gente, de lo sencillo que les parece a los demás arreglar los problemas de España y de que soy rara: mientras hablaban pensaba “los inmigrantes están peor que nosotros, son los primeros que han perdido sus trabajos, no tienen familia aquí que les apoye y volver a su país muchas veces es incluso peor”.

Lo que está claro es que en esto de la política, como en todo, cada uno se “queda” con lo quiere. Por cierto, sentí un miedo incierto…

Read Full Post »

Cada vez que veo una noticia en la que el periodista ha utilizado las palabras “patriarca”, “reyerta” o “clan” sé, antes de terminar de leer, que existen muchas probabilidades de ésta hable de la comunidad gitana.

El profesor Tomás Calvo Buezas,  Director del Centro de Estudios sobre Migraciones y Racismo, ha encontrado a través de sucesivas investigaciones que los gitanos son la minoría más rechazada en España. No me extraña. Para muchos, ser gitano significa vivir en una chavola, vender droga, casarse a los 12 años, robar, pelear a navajazos, engañar y pasarse el día vagueando por el poblado.

Antes pensaba que no se puede culpar a la gente que piensa de esta forma, me explico: cuando una persona gitana trabaja en una oficina, se viste en El Corte Inglés y habla sin decir “ayyyy payo” a nosotros ya no nos parece gitana. Y sé de lo que hablo, ya que he tenido la suerte de trabajar con muchos y solo sabía si eran gitanos si ellos me lo decían. Por eso a Juana Martín, la triunfadora de las últimas ediciones de la Pasarela Cibeles, le molesta que la gente se extrañe de que sea gitana y reivindique sus rasgos étnicos. Como Juana, hay muchos “gitanos invisibles”. Dejan de ser gitanos, aunque solo para nosotros, no para ellos mismos.

Pensaba, digo, que no se podía culpar a las personas que asimilan “ser gitano” con ser delincuente porque si los gitanos que se ven son los que viven en chavolas, mientras que el resto son invisibles es muy lógico pensar que los primeros son mayoría.

Además, está lo de la prensa, su tendencia a colocar etiquetas que fomentan los estereotipos negativos y que poco tienen que ver con la búsqueda de rigor en el lenguaje. Como las que he usado en el primer párrafo. Si hay algún periodista leyendo, le aconsejo echar un vistazo a las recomendaciones de la Unión Romaní al respecto. Esta tendencia de los medios, sin duda, contribuye a que los gitanos visibles lo sean aún más.

Pero ya no me parece que esto sea una excusa nunca más. Porque, junto a las anteriores informaciones, en los medios cada vez hay más noticias que nos hablan de la comunidad gitana en tono positivo. Que hablan de cultura, de investigaciones, de mujeres gitanas que estudian, de hombres gitanos que luchan junto a los poderes públicos por la justicia. Basta echar un vistazo al resumen mensual que realiza la Fundación Secretariado Gitano.

Así que creo que ya es hora de que abramos nuestras miras, de que dejemos de generalizar y de pensar que el gitano en la oficina es la excepción.  Y ojala cada vez sean menos los que dejan comentarios como estos cada vez que aparece una noticia relacionada con personas de etnia gitana.

Os dejo un anuncio que me parece genial para ilustrar esto.

Read Full Post »

Un nuevo post de mi estrella invitada más fiel. A.C reflexiona sobre las conductas racistas en la vida cotidiana y nos ayuda a que hagamos lo mismo.

… mi piso no se lo alquilaría a un sudamericano o a un marroquí; no quiero que me destrocen el piso o que los vecinos se quejen porque tienen la música a todo volumen día y noche.

… prefiero contratar a un español porque por lo menos “hablamos el mismo idioma”.

¡Cuántas veces no habré escuchado estas frases! Lo preocupante es que, en las últimas semanas, estas afirmaciones han sido pronunciadas por personas de mi entorno, que siempre he considerado tolerantes y abiertas.

Me entristece, pero sobre todo me asusta, pensar que se generalicen este tipo de actitudes en nuestra sociedad.  Parece ser que la crisis puede provocar un incremento de las actitudes racistas. Según Carlos Giménez, catedrático de Antropología Social de la Universidad Autónoma de Madrid (UAM), entre un 10% y un 12% de la población española tiene actitudes “muy excluyentes y adversas” hacia la inmigración y que otro porcentaje similar es muy abierto, tolerante y cosmopolita. La franja de población que más le preocupa es el resto (casi el 80%), que muestra “recelos” ante el hecho migratorio.

No obstante, parece ser que los españoles se han solidarizado rápidamente con el desastre de Haití; incluso hay alguna organización que ya ha llegado a recaudar casi un millón de euros para invertirlo en ayuda y reconstrucción. A mi alrededor no paro de oír frases como “¡qué terrible!” o “pobre gente” o “he llegado hasta a llorar”.

Pues bien, yo me pregunto: ¿le alquilarías tu casa a una haitiana y su familia si inmigrasen a España? ¿contratarías a algún miembro de esa familia en tu empresa?

La próxima vez que vayáis a contratar una persona o alquilar vuestro piso a alguien, os propongo que no evaluéis a las personas por su raza, etnia o país de origen, sino con hechos objetivos que garanticen que la persona que seleccionéis pueda cumplir con el contrato:

  • ¿Tiene ingresos suficientes para pagarme el alquiler y la fianza?
  • ¿Tiene la formación, las competencias y habilidades que requiere el puesto?

Creo que es humano tener miedo a grupos o personas diferentes a nosotros, a cosas desconocidas. Sin embargo, merece la pena sustituir los prejuicios y los estereotipos por la comprensión y la tolerancia. Así no sólo no discriminaréis, sino que os y nos enriqueceréis.

A.C

Read Full Post »

El 29 de octubre de octubre de 2009, una abogada musulmana fue obligada por un juez a abandonar una sala de la Audiencia Nacional por llevar un pañuelo cubriendo su cabeza.  En aquel momento, la abogada no actuaba por parte del Estado, ni siquiera estaba representando a parte alguna en un juicio.

Al leer esta noticia, recordé otros casos similares, en España o en otros países europeos, de alumnas que no pueden acudir con hiyab a las escuelas, de símbolos religiosos en escuelas públicas, etc. y me puse a buscar más información. Estos son los puntos de argumentación que me parecen fundamentales. Tienen que ver con las religiones, los derechos (libertades y garantías), los modelos culturales

  • Algunas religiones imponen a sus fieles llevar símbolos religiosos externos y visibles.
  • La libertad personal de culto es una garantía constitucional en la mayoría de los Estados laicos.
  • Existen dos factores importantes que sirven para marcar los límites:
    • Si se trata de una persona o una institución.
    • La titularidad pública o privada.
  • Algunos de estos símbolos, desde nuestro punto de vista cultural, tienen detrás unos valores que chocan claramente con los nuestros y que se consideran inadmisibles. El caso más claro es el del sometimiento de la mujer al varón en la cultura islámica y su símbolo más claro, el niqab. Estos valores, además, contradicen los derechos fundamentales aceptados por todos (la Igualdad, el más importante)

Sin embargo, no es fácil llegar a una regulación común que pueda aplicarse en todos los casos, ya que entran en conflicto derechos y garantías legales de las diferentes personas que se ven implicadas. Las posturas van desde la protección del derecho al uso por parte de particulares símbolos religiosos en espacios públicos (como en Reino Unido) a la prohibición (como en Francia), o a la ausencia de regulación clara al respecto, como en España. Pero incluso en los casos que están regulados, es necesario hacer excepciones teniendo en cuenta los casos particulares. Por ejemplo, en Reino Unido, una abogada puede llevar niqab (el velo que sí cubre la cara), pero el juez puede decidir si el hecho de que no se vea su rostro afecta al objetivo prioritario de impartir justicia. Se me ocurren algunos ejemplos concretos que ilustran estas particularidades:

  • Una alumna que lleva un pañuelo cubriendo su cabeza en una escuela pública (persona particular en espacio público)
  • Un espacio público (escuela, hospital…) con crucifijos en los pasillos (espacio que representa al Estado)
  • Un profesor de matemáticas de un colegio público que lleva su medallita de la virgen al cuello. (persona particular que representa al Estado)
  • Una testigo que acude al juicio con un niqab.

¿Qué te parece que habría que hacer en cada uno de estos casos? ¿no crees que se debería actuar teniendo en cuenta muchos factores? Por ejemplo: la visibilidad que tenga dicho símbolo, si interfiere o no en el correcto desarrollo del rol de la persona, la edad  de esta persona y su capacidad para elegir, etc.  ¿Tienen que verse de la misma forma todos los símbolos religiosos? ¿habría que considerar  que las mujeres que llevan hiyab lo hacen voluntariamente, como en el caso de la abogada, y en ese caso sería como si un cristiano llevase una medallita colgada al cuello? (a nadie se le ocurriría expulsar a un abogado de una sala por ello).

__________________________________________________

La imagen ha sido tomada de: http://img101.imageshack.us/i/hiyab1ej1.jpg/

Read Full Post »

Esta reflexión es un regalo para Quiero Entender el Mundo de Anna, una bloguera mexicana con cuyo pensamiento he descubierto tener muchos puntos en común. Esto de la aldea global es una maravilla.

El Padrino. By Anna

Buscando ampliar mi cultura cinematográfica, hace unos días estuve viendo “El Padrino”; la película de Francis Ford Coppola basada en la novela homónima de Mario Puzo.La Historia se sitúa en la ciudad de Nueva York en los años cuarenta y cuenta sobre una familia de la mafia siciliana. La película me atrapó desde el principio, pero aunque estuve muy atenta, no dejé de tener pensamientos recurrentes sobre mi país.

Desde la primera aparición de Don Vito Corleone en la pantalla, pensé: “¿cómo serán los jefes de los cárteles de droga mexicanos? ¿Cómo hablarán? ¿Cómo se vestirán?”.

Regresé a la película…  ¡la hija de Don Corleone se estaba casando! Y para animar la boda estaba Johnny Fontane, un cantante impulsado a la fama por la suerte de ser ahijado de Don Vito…De pronto, otra vez  me encontré pensando: “híjole ¿Cuántas bandas de música mexicana han sido relacionadas con el narcotráfico? ¿Cuántos grupos  rinden tributo en sus canciones a las drogas y a las armas? ¿Todo el mundo sabe lo que es ó ha oído un narcocorrido?”.

Fijé nuevamente mi atención en la película y me sorprendió como no reconocí a Diane Keaton en el papel de Kay Adams. En la siguiente escena Michael Corleone está planeando con su hermano Sonny y Tom Hagen el asesinato del capitán McCluskey, un policía corrupto y aliado a los adversarios de la familia Corleone.  ¡Corruptos! resonaba en mi mente y en un instante -ya un poco  resignada a desviar mi atención de la historia- me acordé que no hace mucho se leía en los periódicos: “El presidente mexicano, Felipe Calderón, admitió ayer durante una sesión de preguntas parlamentarias en el Senado que -según un estudio realizado- casi la mitad de los policías municipales y nacionales son No Recomendables“.  Otros decían: “La policía y los cuerpos de seguridad de México son los segundos más corruptos del mundo, según la Organización Transparencia Internacional”. En México –seguí pensando- la gente tiene miedo de denunciar los secuestros, los robos, nadie acusa, todos desconfiamos.

La película seguía corriendo: malos negocios, venganzas, decenas de asesinatos en una lucha entre cinco familias mafiosas por el poder.  ¡Es como estar oyendo las noticias! me apresuré a pensar.  La guerra ensangrentada por el poder entre el Cártel de Sinaloa,  el Cártel de Juárez, el Cártel del Golfo, el Cártel de Tijuana, La Familia Michoacana y Los Zetas. El año 2009 fue el más violento de la última década de México. Con la guerra declarada contra el narcotráfico por parte del Gobierno, en los últimos cuatro años se han registrado cerca de 16 mil 205 muertes vinculadas al crimen organizado en todo el país. ¡16,205 muertos! más de la mitad de los habitantes del país de San Marino.

México somos un país con más de 106 millones de habitantes. Uno de los 11 más poblados del mundo. Los medios de comunicación nos avisan todos los días de los avances en la lucha contra el narcotráfico y la corrupción: cae un jefe de cárteles, cae un policía corrupto, cae un juez. Parece no tener fin;  por cada uno que atrapan, se descubre que hay otros diez más involucrados… ¿Cuántos de los 106 millones estarán realmente libres de corrupción?

Terminé de ver la trilogía de películas. Al final sentí que me escurría una lágrima… ¿Acaso bostecé? ¿Me sentí conmovida por el final? ¿Fue por mi país?

Anna: http://elmundodeanita.wordpress.com/

Nota de Vir: al hilo de este artículo he estado revisando la página de Transparencia Internacional. Muy interesantes los resultados de su último estudio sobre la corrupción en el mundo

Read Full Post »

A través de una noticia de El Mundo, he conocido una interesante iniciativa de la ONG internacional Médicos Sin Fronteras: el proyecto Estado crítico. Estado crítico es un sitio web cuyo objetivo es sensibilizar sobre la situación en la que millones de personas viven en la República Democrática del Congo, después de más de una década de conflicto armado.

Como iniciativa de comunicación de una ONG me ha gustado mucho por varios motivos. Con un estilo y calidad técnicas muy atractivos, en la web podemos encontrar imágenes, videos y testimonios en primera persona de la terrible situación en la que están viviendo estas personas. Escuchar sus historias de su propia voz es desgarrador a la vez que agradable, se agradece la aparente falta de mediatización por parte de la ONG. Digo aparente porque no soy tan ingenua para no reconocer quién es el verdadero emisor, pero no deja de parecerme un buen ejemplo de cómo una entidad sin ánimo de lucro puede utilizar la web para sensibilizar y visibilizar sobre una causa. Al contrario que todos esos mensajes publicitarios de 20 segundos en los que se nos pide dinero para soportar la causa de la ONG a través de frases lapidarias, en este caso se ofrece al lector/internauta un lugar donde encontrar gran cantidad de información. ¿Qué se nos pide? Que no cerremos los ojos, que sigamos leyendo o mirando, que les ayudemos a difundir, que mandemos un mensaje de apoyo a los ciudadanos congoleños… y, solo después de buscar un tiempo, encontramos el inevitable llamamiento para apoyar a Médicos sin Fronteras en su labor.

En mi opinión, el modelo de solidaridad que se promueve a través de iniciativas con esta está, en mucho mayor medida que los que hemos analizado en otras ocasiones, basado en la información y la reflexión críticas. He echado de menos, sin embargo, más información sobre las causas que están detrás del conflicto, tal vez el mensaje quede un poco descafeinado¸ al estar ausente toda voluntad de denuncia de los intereses diversos que están detrás.

En cualquier caso, también creo que a muchas personas nos quedará, después de ver la página, de saber un poco más. Para los que echéis de menos esos mensajes cortos, aquí os dejo este video sobre la situación de la RDC:

Y este otro sobre una de las causas que está detrás de toda la situación: el comercio mundial de Coltan:

A todos, muy recomendable el video de la propia página de Estado Crítico. Dura 11 minutos, pero merece la pena.

Read Full Post »